https://www.in-pacient.es/wp-content/uploads/2018/06/esclerosis-multiple-obesidad-tabaco-e1621596455503.jpg
SHARE
21 junio, 2018 in-pacient.es

Tanto la obesidad como el tabaco son factores de riesgo conocidos para la Esclerosis Múltiple. Un estudio publicado en la revista Frontiers in Neurology pone de manifiesto ahora la relación entre obesidad y tabaquismo en la adolescencia y la evolución de la Esclerosis Múltiple secundariamente progresiva.

Los investigadores trataron de analizar si el Índice de Masa Corporal (IMC) a los 20 años en el contexto de personas fumadoras o no, pude relacionarse con la progresión secundaria de la enfermedad. Para ello se analizaron los datos de 5.598 personas diagnosticadas de EM después de los 20 años en Suecia, valorando el IMC a dicha edad. Puesto que es conocido que el tabaquismo es un factor de riesgo de EM secundariamente progresiva, se tomó el grupo de los fumadores para ver el diferente comportamiento de la enfermedad en función de que su Índice de Masa Corporal fuera bajo (menor de 18,5) normal o de sobrepeso (entre 18,5 y 30), o indicativo de obesidad (superior a 30)

A pesar de que el número de cigarrillos por año consumidos resultó ser algo mayor en el grupo de personas con obesidad a los 20 años, los investigadores encontraron que la EM secundariamente progresiva aparecía antes (sobre los 51 años) que en los otros dos grupos (57 años)

En el grupo de personas no fumadoras no se encontró esta asociación con el riesgo de evolución de la Esclerosis Múltiple.

Los investigadores llaman la atención de que los resultados, además de su relevancia por si mismos, pueden aportar claves para entender mejor los mecanismos fisiopatológicos que condicionan la evolución de la enfermedad.

Manouchehrinia A, Hedström AK, Alfredsson L, Olsson T, Hillert J and Ramanujam R. Association of Pre-Disease Body Mass Index With Multiple Sclerosis Prognosis. Front. Neurol. 9:232.

 

SHARE
Last updatedby

Deja un comentario