https://www.in-pacient.es/wp-content/uploads/2019/11/EII_Fitoterapia-e1573576231785-750x420.jpg
SHARE
13 noviembre, 2019 in-pacient.es

Una revisión de la literatura científica publicada hasta el momento valora la evidencia científica existente sobre el tratamiento con plantas medicinales de la Enfermedad Inflamtoria Intestinal (Crohn o Colitis Ulcerosa).

Más de la mitad de los pacientes con EII han usado alguna forma de medicina complementaria o alternativa, incluida la fitoterapia o el tratamiento con plantas medicinales. Sin embargo, sólo la mitad o menos comparten esto con sus médicos, posiblemente porque les preocupa el criterio de sus especialistas hacia este tipo de tratamientos.

Existe una relación entre el uso de este tipo de terapias con una baja tolerancia y una ineficacia del tratamiento farmacológico convencional y mayor proporción de incumplimiento correcto de los medicamentos recetados, es decir, falta de adherencia al tratamiento, lo que puede tener efectos a largo plazo en relación tanto en la progresión de la enfermedad como en la futura eficacia de la inmunoterapia o el tratamiento con biológicos.

Los pacientes que usan tratamientos con hierbas obtienen su información mediante los medios de comunicación, internet, redes sociales o profesionales no acreditados y no a través de su médico.

Se han publicado los resultados de una revisión de la documentación científica publicada hasta el momento de aquellas plantas medicinales cuya eficacia y seguridad se han evaluado mediante ensayos clínicos controlados randomizados  y doble ciego.

La evidencia de la eficacia mediante este tipo de estudios sólo está disponible para el extracto de Andrographis paniculata; Curcumina o pigmento derivado de la Curcuma longa; una combinación de mirra, extracto de flor de manzanilla y carbón de café y las hierbas medicinales chinas Fufangkushen cápsula recubierta (hecha de una combinación de extractos de Sophora flavescens radix, Sanguisorba officinalis L. radix, I. naturalis, Bletilla hyacinthina Reichb y Glycyrrhiza uralensis radix ) y Xilei san (una preparación de 8 sustancias naturales a base de hierbas o minerales: Indigo naturalis, bezoar de vaca, polvo de perlas, escarcha de sandía, calcitum, bórax, cloruro de amonio y borneol) en pacientes con colitis ulcerosa; y extracto de Artemisia absinthium y extracto de resina de Boswellia Serrata en pacientes con enfermedad de Crohn.

Sin embargo, la eficacia de la mayoría de estos compuestos se ha evaluado en Ensayos clínicos pequeños y con un seguimiento corto, y no se han establecido los efectos a largo plazo y la seguridad de su uso.

Aunque los pacientes pueden considerar que el tratamiento con hierbas puede ser “menos dañino” que el tratamiento con medicamentos convencionales, los perfiles de seguridad no se han descrito completamente para todos los productos herbales. Es importante destacar que los medicamentos a base de hierbas pueden interactuar con el metabolismo de los medicamentos convencionales utilizados en la EII, lo que puede aumentar la toxicidad.

Es esencial que los médicos sean conscientes del uso creciente de medicamentos a base de hierbas entre sus pacientes antes de recetar medicamentos convencionales con los que pueden tener interacciones potencialmente dañinas.

En resumen, la fitoterapia o el tratamiento con plantas medicinales es común entre pacientes con EII, aunque no es ampliamente reconocida por los médicos, y probablemente se volverá cada vez más común en el futuro debido a la disponibilidad más generalizada de productos herbales e información relacionada con su uso mediantes diferentes medios de comunicación, cada día más accesibles.

Se necesitan realizar ensayos clínicos controlados con una participación de pacientes adecuada antes de poder recomendar su uso y para confirmar los beneficios del tratamiento con plantas medicinales de los pacientes con Enfermedad Inflamatoria Intestinal.

Mientras tanto se debe aumentar la conciencia sobre su uso y las posibles interacciones farmacológicas con intención de reducir los efectos secundarios no deseados y resultados negativos en el control de la enfermedad.

 

¡Si tienes pensado utilizar algún tipo de estos tratamientos complementarios, por favor, habla abiertamente con tu médico, él puede ayudarte!

 

 

Holleran G et al. Herbal medicinal products for inflammatory bowel disease: A focus on those assessed in double-blind randomised controlled trials. Phytother Res. 2019 Nov 7. doi: 10.1002/ptr.6517. [Epub ahead of print]

SHARE
Last updatedby

Deja un comentario