https://www.in-pacient.es/wp-content/uploads/2021/07/tratamiento_esclerosis_multiple_antes.jpg
SHARE

Un nuevo estudio muestra como el tratamiento intensivo temprano resulta más eficaz para ralentizar la Esclerosis Múltiple (EM) remitente-recurrente cuando se compara con el inicio con un tratamiento modificador de la enfermedad de eficacia moderada antes de cambiar a uno de mayor eficacia. El estudio ha sido publicado en Therapeutic Advances in Neurological Disorders.
Según los autores «El objetivo más importante del tratamiento de la EM es la prevención de la acumulación de discapacidad a largo plazo», y añaden: «Pero no existe consenso sobre la agresividad con la que se debe tratar la EM Remitente Recurrente ni sobre el momento en que se debe realizar el tratamiento».
Para llegar a estas conclusiones los autores tomaron datos del Registro Italiano de EM, analizando de forma retrospectiva la evolución de 726 pacientes con EM remitente recurrente que tenían al menos 5 años de seguimiento, una primera visita dentro de los 3 años posteriores al inicio de la enfermedad y al menos 3 valoraciones con la Escala Expandida del Estado de Discapacidad (EDSS), después del inicio del tratamiento con un fármaco modificador de la enfermedad. El análisis agrupó a 363 personas que iniciaron tratamiento con un fármaco reconocido como de alta eficacia ( fingolimod, natalizumab, mitoxantrona, alemtuzumab, ocrelizumab o cladribina), y se comparó con un grupo del mismo tamaño en el que dicho tratamiento de mayor eficacia era precedido de un primer tratamiento  con acetato de glatiramero, interferón beta, azatioprina, teriflunomida o dimetilfumarato antes de cambiar al agente de mayor eficacia después de al menos 1 año y por falta de eficacia.
Tras un seguimiento medio de 8,5 (6,5-11,7) años, los resultados globales mostraron  cómo las diferencias medias  en la EDSS aumentaron de forma progresiva:

  • Al año: 0,1
  • A los 5 años: 0,30
  • A los 10 años: 0,67

De hecho, los autores señalaron que los valores medios anuales del EDSS fueron todos significativamente más altos en el grupo que escalaba el tratamiento en comparación con quienes iniciaban directamente con un modificador de alta eficacia.
Los análisis también encontraron que aquellas personas que habían iniciado tratamiento con un fármaco modificador de alta eficacia eran mayores, con menor tiempo de evolución de la enfermedad y tenían mayor grado de discapacidad al inicio. Los tratamientos de inicio en el grupo de escalada fueron  el interferón beta 1a subcutáneo (44,63%), seguido de IFN beta 1a intramuscular (19,83%), IFN beta 1b subcutáneo (19,56%), GA (9,09%) y azatioprina (6,89%). En estos, tras una mediana de 6,3 años, se escalaba a natalizumab (42,98%), fingolimod (38,84%), mitoxantrona (14,05%), ocrelizumab (2,20%), alemtuzumab ( 1,65%) o cladribina (0,28%).
Entre quienes iniciaban con tratamiento de alta eficacia, también el natalizumab resultó el más frecuente (40,77%), seguido de mitoxantrona (38,84%), fingolimod (17,63%) y cladribina (2,75%). En este grupo sin embargo, ninguno había iniciado con alemtuzumab ni ocrelizumab.
Los autores del estudio, tras exponer su análisis,  destacaron cómo «en nuestro estudio, el algoritmo de inicio con tratamiento de alta eficacia se asoció fuertemente con una menor progresión de la discapacidad, expresada por el aumento de la puntuación EDSS a los 12 meses, y este efecto no sólo persistió, sino que siguió aumentando con el tiempo». «Estos hallazgos pueden orientar las decisiones de tratamiento de los médicos, en particular en los casos de pacientes sin tratamiento previo con factores de mal pronóstico al inicio de la enfermedad», concluyeron.
Aún así, y siempre según los autores de la publicación, la preocupación por la seguridad a largo plazo y los efectos adversos graves relacionados con los tratamientos modificadores de mayor eficacia, hacen necesarios más estudios en esta misma línea.
Iaffaldano P, Lucisano G, Caputo F, Paolicelli D, Patti F, Zaffaroni M, Brescia Morra V, Pozzilli C, De Luca G, Inglese M, Salemi G, Maniscalco GT, Cocco E, Sola P, Lus G, Conte A, Amato MP, Granella F, Gasperini C, Bellantonio P, Totaro R, Rovaris M, Salvetti M, Torri Clerici VLA, Bergamaschi R, Maimone D, Scarpini E, Capobianco M, Comi G, Filippi M, Trojano M; Italian MS Register. Long-term disability trajectories in relapsing multiple sclerosis patients treated with early intensive or escalation treatment strategies. Ther Adv Neurol Disord. 2021 May 31;14:17562864211019574. doi: 10.1177/17562864211019574. PMID: 34104220; PMCID: PMC8170278.

Si esta noticia te ha resultado interesante, también podrían serlo

SHARE
Last updatedby