https://www.in-pacient.es/wp-content/uploads/2019/02/probiotico-300x420.jpg
SHARE
6 febrero, 2019 in-pacient.es

Aquellos pacientes que toman probióticos durante el 75% o más del curso de su enfermedad pueden experimentar una disminución importante de eventos negativos relacionados con la enfermedad, tanto en Crohn como en Colitis Ulcerosa, según los resultados de un nuevo estudio.

En la última década, están aumentando los casos de Crohn y Colitis Ulcerosa especialmente en los países occidentales. El diagnóstico de Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII) es más frecuente entre los 15 y 40 años de edad que entre los 50 y 80 años.

El curso de esta enfermedad se caracteriza por una secuencia repetitiva de episodios de brotes y remisiones de diferente gravedad y duración, mientras que una minoría de pacientes tienen actividad contínua.

La progresión de la enfermedad ha cambiado mucho por el tratamiento con esteroides, inmunosupresores y más recientemente con fármacos biológicos, mejorando así la calidad de vida de estos pacientes.

Existe evidencia científica suficiente que confirma el papel de la interacción aberrante entre el sistema inmunitario y el microbioma en el origen y desarrollo de la Enfermedad Inflamatoria Intestinal. La flora intestinal es un factor central en el desarrollo de esta enfermedad.

Se han publicado previamente varios ensayos clínicos que detallan el uso de probióticos como complemento al tratamiento convencional tanto de la enfermedad de Crohn como de la Colitis Ulcerosa, aunque se han informado de resultados contradictorios.

Según la FAO (Organización de la Naciones Unidas para la Alimentación) y la OMS (Organización Mundial de la Salud) los probióticos son preparados a base de microorganismos vivos, que suministrados en cantidades adecuadas, promueven beneficios en la salud.

En el estudio que nos ocupa hoy se han analizado los datos de 200 pacientes con Enfermedad Inflamatoria Intestinal (78 Crohn y 122 Colitis Ulcerosa) seguidos durante al menos 36 meses, en los que se analizaron la necesidad de: corticoides sistémicos, hospitalización y cirugía relacionada con la EII en relación a la edad, género (hombre/mujer), tratamientos, tipo de EII (Crohn o Colitis Ulcerosa), duración de la enfermedad y el uso de probióticos.

Según los resultados de este estudio, la necesidad de esteroides sistémicos, hospitalización y cirugía disminuyó a cero eventos por persona y año en pacientes con Colitis Ulcerosa y disminuyó hasta en un 93% en pacientes con enfermedad de Crohn, cuando tomaban probióticos durante un 75% o más del tiempo de duración de su enfermedad.

Por lo tanto, el tratamiento con probióticos como complemento al tratamiento convencional se asocia con una reducción de los eventos adversos en pacientes con Enfermedad Inflamatoria Intestinal. Aquellos pacientes que toman probióticos durante el 75% o más del curso de su enfermedad pueden experimentar una disminución importante de eventos negativos relacionados con la enfermedad, tanto en Crohn como en Colitis Ulcerosa.

El tipo de probiótico específico o mezcla, la cantidad óptima y la duración exacta de tratamiento, son detalles todavía desconocidos. Se requiere de más estudios para definir las recomendaciones exactas en la práctica clínica.

 

¿Qué diferencias hay entre prebióticos y probióticos?

 

 

Dore MP et al. Effect of Probiotic Use on Adverse Events in Adult Patients with Inflammatory Bowel Disease: a Retrospective Cohort Study. Probiotics Antimicrob Proteins. 2019 Jan 26. doi: 10.1007/s12602-019-9517-0. [Epub ahead of print]

SHARE
Last updatedby

1 1 Comment

  1. llevo tomando probioticos mas de 6 meses y es cierto que hacen beneficio. Tengo menos gases y ha mejorado mi ritmo intestinal

Deja un comentario